Notas de Bruselas

Presentación

Raimon Obiols publica en este blog sus comentarios sobre la actualidad.

Twitter

App para iPhone


Raimon Obiols NdB

Etiquetas

Traductor

Últimas noticias

Blogs y enlaces

  • RSS
  • Atom
  • « | Inicio | »

    Hollande y la “santa alianza”

    Publicado por Raimon Obiols | 6 Marzo, 2012


    Imprimir Imprimir

    Spiegel online, la versión web del semanario político de Hamburgo, publicó hace unos días una crónica que ha desvelado múltiples reacciones. Según la revista, Angela Merkel habría suscitado un acuerdo de jefes de gobierno contra el candidato socialista a la presidencia francesa, François Hollande. Una especie de “santa alianza” a favor de Sarkozy, de la que formarían parte, además de la canciller alemana, Mario Monti, Mariano RajoyJames Cameron. Los jefes de gobierno de Alemania, Italia, España y el Reino Unido se habrían puesto de acuerdo, discretamente, para desairar a Hollande durante la campaña para las elecciones presidenciales francesas.

    Angela Merkel se había pronunciado públicamente a favor del presidente Sarkozy, declarando que estaba disponible para participar en su campaña electoral, y que confiaba en su victoria. A pesar de que las especulaciones periodísticas sobre una química personal difícil entre los dos gobernantes, las razones de esta preferencia son más que evidentes. Un término del momento político actual en Europa las resume perfectamente: se habla, una y otra vez, de “Merkozy”, el personaje, imaginario (y a la vez muy real), que marca la pauta de una UE muy marcada por el directorio franco -alemán o, para ser más precisos, germano-francés. Por otro lado, Hollande ha hecho saber en varias ocasiones que, si es elegido, pondrá de nuevo sobre la mesa de las discusiones el pacto querido principalmente por Merkel y suscrito recientemente por 25 de los 27 Estados miembro de la Unión.

    A mí me ha interesado mucho más la repercusión de la noticia difundida por el Spiegel que la noticia en sí misma. Al fin y al cabo, no es únicamente verosímil sino también lógico que unos gobernantes del centro-derecha hoy dominante en Europa se pongan de acuerdo para dificultar las cosas al candidato Hollande, al que las encuestas dan, de momento, por ganador en Francia. Tampoco es ninguna novedad que todos ellos, de una manera o de otra, se hayan precipitado a desmentirlo, en nombre de un criterio de “no injerencia” en los asuntos de otro país. No hay nada nuevo ni de particularmente interesante en estos datos.

    La novedad es la enorme difusión europea de la noticia, que muestra hasta qué punto está penetrando en la vida política y en el estado de las opiniones públicas, la percepción que la crisis actual se plantea hoy, con una intensidad creciente, en un ámbito común de interdependencia que es el europeo. Todo el mundo se da cuenta, en este sentido, que las próximas elecciones presidenciales francesas no serán propiamente un asunto francés sino europeo. De ahí la gran repercusión que ha tenido la noticia adelantada por el semanario alemán, más allá de que ésta sea exacta.

    Josep M. Colomer, autor del libro Grandes imperios, pequeñas naciones, ha escrito recientemente en El País un artículo muy lúcido (“El final de la democracia estatal”) sobre este rápido proceso de “europeanización” de la democracia en nuestros países, que os recomiendo. La traducción catalana ha sido publicada en L’Hora.

    El artículo original de Der Spiegel (en alemán):

    http://www.spie gel.de/politik/deutschland/0, 1518,819095,00. html

    Categorias: General, Política europea | Sin Comentarios »

    Comentarios

    Security Code: