Notas de Bruselas

Presentación

Raimon Obiols publica en este blog sus comentarios sobre la actualidad.

Twitter

App para iPhone


Raimon Obiols NdB

Etiquetas

Traductor

Últimas noticias

Blogs y enlaces

  • RSS
  • Atom
  • « | Inicio | »

    La última tentación de Al Gore

    Publicado por Raimon Obiols | 9 Julio, 2007


    Imprimir Imprimir

    En el concierto de Live Earth en Tokio, se apareció Al Gore en holograma. Gino Castaldo, en “La Repubblica”, escribe que parecía Obi Wan Kenobi, a “un paso del ridículo”. Yo no he visto la aparición holográfica del ecolíder global, ni sus intervenciones en los festivales de EE.UU., y no puedo opinar. Pero me parece que el balance de la “ola global” de los festivales de Live Earth de ayer sábado es positivo, al margen de sí te gustan más o menos estas ceremonias multitudinarias, que mezclan elementos de novedad absoluta (dos mil millones de espectadores de un primer festival global, festivales masivos el mismo día en todos los continentes), con elementos ancestrales que recuerdan las viejas danzas o procesiones para impetrar la lluvia.

     

    Las críticas que se pueden hacer al Live Earth son obvias y de hecho se han multiplicado, señalando todas las incongruencias, desde las esponsorizaciones (Microsoft, Chevrolet, Coca Cola …) al uso de los jets privados de las celebridades participantes. Pero que se haya llegado a millones de personas con el tema del calentamiento de la atmósfera, de la necesidad urgente de respuestas en los hábitos de las sociedades y en los compromisos de los gobiernos, es uno hecho positivo. Las encuestas muestran que, aunque una mayoría de la opinión cree que el cambio climatico es un problema (y que tiene una causa humana), muchos creen que no hay para tanto, y que los científicos y los políticos exageran.  

    Respecto a la política, Gore y Bob Kennedy Jr. se refirieron a ella, en sus parlamentos del Giant Stadium de New Jersey. El segundo fue durísimo denunciando la industria del petróleo y la gente a su servicio: «La cosa más importante que podéis hacer es implicaros en el proceso político y enviarlos a paseo; han traicionado y tenemos que empezar a tratarlos como traidores» 

    Implicarse en el proceso político: ésta es quizás la tentación de Al Gore, ahora mismo. Vencido en el 2000 por Bush de manera discutible (siempre ha estado convencido que el Tribunal supremo, interrumpiendo el recuento de votos dudosos en Florida, había inclinado la balanza), nunca ha querido hacer cuestión del tema, «para no hacer perder la confianza de los norteamericanos en su sistema democrático». Pero la procesión va por dentro. Muchos le piden que se presente a las presidenciales del 2008, y de hecho ya hay una «campaña de las bases». Él dice que no será candidato, aunque tiene cuidado en no cerrar la puerta. Con un Bush contra las cuerdas, un Partido Republicano en crisis, y una candidatos presidenciales demócratas (Obama, Clinton, Edwards) que, por diversas razones, no acaban de levantar el vuelo, la tentación quizás es fuerte.  

    Gore, acusado durante décadas de no tener carisma, se ha convertido en un icono global. Su libro y su film sobre el calentamiento de la atmósfera, «Una verdad incómoda» (ved una crítica de Ferran Mascarell) le han dado una popularidad global, y un Oscar de Hollywood. Repasando su trayectoria, no es difícil concluir que anticipó con lucidez y acierto cuestiones importantes (también en la cuestión de Irak). Su último libro («The Assault on reason») ha significado un cierto retorno a la vida política norteamericana: es una reflexión sobre la bancarrota de la democracia en su país, sobre cómo el debate político democrático ha degenerado en un «show» propagandístico negativo, explotando los miedos y la avidez del público, deteriorando la imagen de los Estados Unidos en el mundo …  

    ¿Al Gore, candidato? Los que lo conocen están totalmente divididos en sus pronósticos. A mí, y creo que a bastantes, nos gustaría. Lo sabremos antes de octubre.

    Categorias: General, Mundo, Semblanzas | Sin Comentarios »

    Comentarios

    Security Code: